13 de julio de 2009

La “jerga” textil y el lenguaje coloquial (1ª Parte)

Autor: Javier R. Sánchez Martín
Publicado: Béjar en Madrid, 25 de agosto de 2006


Según el diccionario de la RAE, “jerga” es una tela gruesa y tosca, aunque en otra de sus acepciones se trata de un lenguaje especial y familiar que usan entre sí los individuos de ciertas profesiones y oficios. En este caso nos referiremos al segundo significado y, más concretamente, a la jerga textil, pues el lenguaje que utilizamos cotidianamente está plagado de términos y frases procedentes de este oficio. Y no sólo en Béjar, sino en todos los lugares donde se habla el español.
Fábrica de Navamuño o de Gómez- Rodulfo

Ello no es extraño, pues la humanidad ha usado ropajes para cubrir su desnudez y protegerse del frío y de los elementos atmosféricos desde tiempo inmemorial. Y esos vestidos han sido fabricados primero por artesanos y luego por industrias textiles que, en numerosos lugares, fueron poco a poco aplicando a los sucesos de la vida cotidiana las palabras y frases que utilizaban en los procesos de fabricación. Y como no hay duda de que las comparaciones eran afortunadas, el resultado ha sido la incorporación al lenguaje ordinario de esta terminología, que inicialmente era sólo del argot textil.


Y, claro, Béjar era terreno abonado para que antaño germinaran ese tipo de frases, aunque es discutible que en la actualidad se utilicen más que en otros sitios (la aldea global y de las comunicaciones se impone). Como discutibles son algunas de las acepciones utilizadas en este artículo, pues aunque más o menos todos comprendemos lo que quiere decir cualquiera de estas frases del mundillo textil aplicadas a un caso concreto de la vida real, en algunas de ellas su significado puede tener mas variantes que las aquí recogidas. Por lo demás, juzguen ustedes.


Los hilos están muy presentes en la fraseología textil. Veamos. Se dice que algo está pendiente (o pende) de un hilo cuando ese algo (unas negociaciones, la paz, el equilibrio ecológico, la vida…) está en una situación muy delicada. La razón es que un hilo normal del que cuelga un peso, puede romperse fácilmente.

Si decimos que alguien pegó (la) hebra, sabemos que ese alguien se ha incorporado a una conversación o, simplemente, que está pendiente de ella sin intervenir (pero los contertulios se dan cuenta). Perder el hilo de una charla, una explicación, una conversación,…, indica que, a partir del momento en que se perdió, no nos estamos enterando de nada o, al menos, de lo principal. Pero siempre puedes volver a coger el hilo o, si esto no sucede, queda el recurso de atar cabos, es decir, que relacionando datos parciales e incluso incompletos podemos deducir lo principal de un asunto.

Fábrica de García y Cascón

Cuando alguien no da puntada sin hilo, es porque todo lo que hace es para obtener el mayor beneficio propio posible. Desde mi punto de vista esta frase es diferente de la de no dar puntada sin nudo, que se refiere a personas cuidadosas (las que anudan el final de la hebra para que no se salga por el ojo de la aguja).

Tirar del hilo consiste en, a través de pequeños indicios ir deduciendo cosas hasta llegar a descubrir lo que se halla oculto (lo que se encuentra atado a la otra punta del hilo). Tiene bastante relación con la frase: por el hilo se saca el ovillo.
 

Telar plano artesanal
Imagen sacada de textiles galeón

Claro, que también se puede tirar de la manta, frase muy de moda en la actualidad en el campo de la delincuencia económica; la diferencia con la anterior es que el que tira de la manta normalmente conoce lo que hay debajo, es decir, lo que está oculto, mientras que no sucede esto con el que tira del hilo, que tiene que hacer sus deducciones en base a indicios. Cuando algo está más enredado que una madeja, ya sabemos que el asunto está complicado y que va a ser difícil de desenredar. Si alguien ha hilado muy fino es que ha hecho algo con mucho cuidado, de forma muy precisa y meticulosa, aunque a veces no lo exija la situación.

Continuará

23 comentarios:

  1. He pasado a echar un ratito de lectura y me ha encantado el post.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Muy interesante ésta entrada, tejo telar, y he hecho varios trabajos, entre ellos una manta y algunas otras para regalar.
    El tejido a mano me gusta también, en especial con varios colores.
    Es muy instructivo lo que nos cuentas gracias.
    Un abrazo
    Besos Isthar

    ResponderEliminar
  3. Vive l'Empereur!

    ¡Bienvenido/a lector/a! Esta aventura por recorrer el Mundo de la mano del Emperador Napoleón Bonaparte (1769-1821) nació el 30 de Abril 2009, día en el que además, Napoleón vendió Luisiana a los Estados Unidos por 80 millones de francos.

    http://vivelempereur.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  4. Puès la verdad nunca me había parado a pensar en la cantidad de frases hechas que tienen que ver con la jerga textil,ademàs aunque son frases que vienen de antiguo están de plena actualidad y las oimos,algunas de ellas,con bastante frecuencia. Besos.

    ResponderEliminar
  5. A tus encantadoras frases, yo añadiría una que te va como anillo al dedo: "hilar fino". Besitos.

    ResponderEliminar
  6. Interesante entrada. El sábado 25 me voy a otro concierto, como verás tengo jerga... Digo... Juerga para rato.
    Besos.
    Albä.

    ResponderEliminar
  7. La sonrisa de Hiperión: muchas gracias por tus amables palabras.

    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Isthar: veo que estas puesta en la materia del textil y sobre todo manual, que debe tener, digo yo, un cierto matiz de relajación (cuando se hace por hobbie y no por trabajo). Seguro que obtienes unos resultados estupendos.

    Un besazo

    ResponderEliminar
  9. Juana María: sí, y quizás porque seamos de una ciudad con tanta influencia textil, nos llaman más la atención.

    Besos y feliz verano

    ResponderEliminar
  10. Isabel Romana: jajaj, pues debería entonces ponerme un buen dedal, porque las agujas son traicioneras.

    Besos

    ResponderEliminar
  11. Alba: pero qué marcha tienes!!! Bueno, imagino que del concierto nos harás uno de tus maravillosos reportajes... Seguro que ya lo estás disfrutando (lo digo porque, como los viajes, los conciertos hay que prepararlos, escuchando la música previamente en casa y paladeando lo que se va a oir, leyendo la historia del grupo, etc). Bueno, no te digo nada porque ya eres experta en esas lides.

    Un besazo

    ResponderEliminar
  12. Hola moza, recien rereso y me topo con este trabajo estupendo, siempre me han gustado, me ha gustado, conocer las jergas, hasta el punto que llegué a recopilar términos específicos de mi pueblo, un dia te cuento.
    Ya regresé
    ¿sabes que comparon la foto de la estacion? ¿Sabes algo?

    ResponderEliminar
  13. Cuentos brujos: bienvenido!!!. Es un tema muy interesante y a todos nos atrae más pronto o más tarde. Al fin y al cabo esas palabras las usamos de manera cotidiana, sin sospechar su procedencia.

    Bueno, ya me contarás un día más despacio, a ver qué bases de datos tienes por ahí, jejej.

    Pues no sé de qué foto me hablas. Ya me dirás.

    Un besazo, brujo

    ResponderEliminar
  14. Es difícil de identificar.... Es la ilgesia de la Nicolas de Bari de Córdoba (en pleno centro, al final de bulevar)

    Saludos y un beso!

    ResponderEliminar
  15. Carmen el estudio que has hecho es genial . Yo me relaciono con las agujas , el hilo , las telas , el patronaje ... y te aseguro que a todo lo que haces referencia yo solo digo ¡¡ aquí hay mucha tela que cortar !! .Te felicito , me ha encantado .
    Un besazo amiga mía .

    ResponderEliminar
  16. La sonrisa de Hiperión: muchas gracias por la información. La buscaré por internet y la tendré en cuenta en una posible visita.

    Besos

    ResponderEliminar
  17. Loli Martínez: pues anda, que no me entusiasman tus pinceladas alegres, fuertes y expresivas. Ahí si que hay tela, pero marinera, jajaja

    Un besazo

    ResponderEliminar
  18. Que curiosa entrada, madame, jiji. Y ademas nunca falta un roto para un descosido.
    Por aqui se dice no dar puntada sin hilo, en lugar de sin nudo, aunque claramente el origen es el mismo.

    Bueno, aqui estamos de regreso, madame.

    Feliz domingo

    Bisous

    ResponderEliminar
  19. Madame Minuet: bienvenida al mundo bloggero. Qué tal esas merecidas vacaciones? Espero y deseo que muy bien.

    Pues he colgado esta entrada escrita por mi buen amigo Javier porque Béjar siempre ha estado muy relacionada con el mundo textil, principal sostén económico de la ciudad entre el siglo XVIII y XX. Por eso, quizás, nos llamen más la atención frases y palabras que estén extendidas en el idioma castellano en general.

    Besos

    ResponderEliminar
  20. Carmen... Como me conoces... Jajajajajajajaja
    Un besazo. Muak

    ResponderEliminar
  21. He abierto el blog, para ver que había nuevo pero tenía prisa y estaba pensando, "luego lo leo" pero me he enredado a leer, y nada me he liado hasta el final. Muy muy bueno, "QUE FINO HILAIS LOS DOS", espero ver más articulos de buen paño como estos.

    ResponderEliminar
  22. Alba: un besazo para tí, guapa. Y a pasarlo bien.

    ResponderEliminar
  23. Archivo fotográfico y documental de Béjar: muchas gracias. Ya sabes que de buen paño estamos sobrados. Y nada, lo dicho, díme un tema que me pongo manos a la obra. Algo de lo que tengas algún testimonio gráfico, claro. Y cortito, que las neuronas están ahora recalentadas.

    Besos

    ResponderEliminar

"No existen más que dos reglas para escribir: tener algo que decir y decirlo." Óscar Wilde.