26 de diciembre de 2013

Fuera de Béjar: Una reseña hecha desde mi admiración. “El tacto y la caricia. Subirachs” de Ana Mª Ferrin





Autora: Carmen Cascón Matas

          Desde hace un par de años me encuentro entre los seguidores del blog Gaudí y más y no es por casualidad. En 2010 encaminé mis pasos por vez primera a la ciudad de Barcelona y puedo confesar que me embrujó en un sentimiento que sólo había sentido por Córdoba. Durante meses, y a pesar de mi regreso físico a tierras bejaranas, me asaltaban las imágenes de sus calles y plazas, de sus edificios y parques, de todo aquello que había conocido en el breve plazo de unos días, un suspiro. El sentimiento de insatisfacción por lo que me rodeaba, comparado con la ciudad catalana, no me lo pude quitar de encima hasta muchos meses después, durante los cuales no hacía más que leer novelas y libros que me llevaran a conocer su historia y vivencias. 




            A Gaudí lo admiraba desde antiguo, pues hacía unos años que había podido disfrutar del Palacio Episcopal de Astorga, de la Casa Botines de León y de El Capricho de Comillas, nada comparable a lo que me esperaba en Barcelona. Y me sucedió lo propio: comencé a buscar libros sobre su arquitectura y su vida en Salamanca, y en internet absorbía como una esponja webs y blogs sobre cualquier aspecto relacionado con su figura. En alguna de esas indagaciones, me topé con el blog de Ana Mª Ferrín. En comparación con otros espacios de rigurosidad dudosa, la web dedicada a Gaudí y a otros aspectos del arte en general me pareció un remanso en el que se podía nadar sin temor a falsas interpretaciones. Lo seguí durante un tiempo sin atreverme a comentar sus entradas porque me parecía aventurado opinar sin conocimiento ante una experta sobre el tema que llevaba bajo el brazo varios libros temáticos sobre el arquitecto catalán de gran calado, como Gaudí. De piedra y fuego, Gaudí. La huella del genio o Regreso a Gaudí ‘s place, entre otros. Un día, sin embargo, me atreví a dejarle un breve comentario y se estableció entre nosotras una relación de intercambio de ideas, tanto a través del blog como por correo electrónico, que han dado como fruto un encuentro particular en Barcelona durante mi última visita. 



           Mucho antes de ese momento, casi al poco de “conocernos” vía internet, tuvo la gran atención de enviarme su último libro de investigación El tacto y la caricia. Subirachs y prometí hacerle una reseña. El tiempo ha ido deshojando los pétalos del calendario sin que las obligaciones me hayan dado respiro para poder dedicarle unas palabras que aquí van, con el valor de que se las escribe una bejarana agradecida por haberle dedicado un día de su precioso tiempo. 




            El libro, de 606 páginas, vio la luz tras un gran esfuerzo de documentación e investigación en el año 2011 y ha sido editado por Ediciones Experiencia. De cuidada factura, su portada es lo primero que nos llama la atención por su sugerencia matérica, muy en la línea del personaje cuyo protagonismo centra las páginas interiores. La estructura interna se articula en torno a ocho libros divididos a su vez en capítulos atendiendo al recorrido vital del personaje, incluyendo, además, bibliografía e índice onomástico. El texto, en una primera visualización rápida, está aderezado por numerosas fotografías tanto de las personas que se relacionaron con Subirachs, como del propio artista y su obra (un libro dedicado al arte debe aparejar un aparato fotográfico de calidad con el fin de que el lector comprenda perfectamente el resultado final de la creatividad y la interpretación que de ésta hace el propio investigador). Destacan también las entrevistas de la autora con amigos, familiares de Subirachs y con el propio artista en lo que podemos acertadamente llamar labor de “periodismo de investigación”. 


         El libro se inicia con un prólogo de Hiroya Tanaka, arquitecto y fundador de la Asociación Cultural Gaudí Club, que nos adelanta su visión particular sobre Subirachs y, sobre todo, los años de trabajo dedicados a su controvertida obra escultórica de la Sagrada Familia. A lo largo de toda la investigación prima una idea preponderante: comprender al genio, mediante sus aportaciones artísticas previas, para llegar a valorar su trabajo más importante a la vez que denostado. Las circunstancias familiares, su aprendizaje, sus primeras obras, las influencias y el contexto artístico, la evolución estilística siguiendo un patrón propio inamovible, su carácter, llevan al escultor a crear esculturas de tal poder evocador e impacto en el espectador, que no se nos hacen extrañas entonces las integradas en la Fachada de la Pasión de la Sagrada Familia




         Sin embargo, y como bien nos explica Ana, en el capítulo VII del libro segundo, es necesario acercarse a su primera obra de calado para captar mínimamente lo que nos ha querido decir en Barcelona y esta no es otra que las esculturas para la fachada del Santuario de la Virgen del Camino de León (1959- 1961). La sobriedad de líneas, el protagonismo de la materia, la vuelta al origen, la expresividad, el sentimiento y la espiritualidad la hacen ser el antecedente temático y estilístico de la Fachada de la Pasión, en la que comenzó a trabajar bastantes años después, en 1986, siendo un artista plenamente consagrado. La elección no fue del gusto de todos y desde el primer momento surgieron voces detractoras que eligieron a Subirachs como objetivo de los que abogaban por la no continuidad de las obras del templo. Por entonces la sociedad barcelonesa se encontraba dividida en dos bandos irreconciliables: los que defendían retomar la construcción siguiendo la voluntad del maestro y los que consideraban que lo que se levantase ya no sería plenamente obra de Gaudí. 




           La creatividad imparable del genio Subirachs, admirador del arquitecto, incomprendida por su fuerza, puso la guinda al enfrentamiento. Los insultos a través de los medios de comunicación o de manera directa arreciaban día sí y día también. Aún hoy no se valora en su justa medida la aportación de este escultor de apariencia modesta y humilde a la construcción más significativa de Barcelona. A Gaudí, me atrevo a decirlo, le hubieran entusiasmado sus expresivas y ascéticas esculturas para una fachada que, según su concepción, debería simbolizar la muerte y el sufrimiento. Y, por supuesto, dado que él no era inmortal, deseaba que su templo, el de todos, siguiera alzándose hacia el cielo con las aportaciones de las sucesivas corrientes artísticas como una gran catedral medieval, como un organismo vivo.

41 comentarios:

  1. Buen homenaje el que haces tanto a la figura de Gaudí como al de Ana Mª Ferrin, de cuyo blog soy también seguidor.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. He visto tus comentarios en su espacio. Es una delicia poder disfrutar con sus entradas.
      Saludos

      Eliminar
  2. Muy interesante y didáctico, con ganas de seguir conociendo a Gaudí y de conocer la obra de Ana Maria Ferrin y también ir a Barcelona.

    ResponderEliminar
  3. Eso es el mundo de Internet en el que puedes conocer a personajes, gente interesante y amigos, como tu que has podido hacer amistad con Ana Mª Ferrin y disfrutar de sus obras conociendo más profundamente a ese gran genio que es Gaudí, que a todos nos ha sorprendido con sus obras tan majestuosas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El blog es una caja de sorpresas. Piensas, cuando cuelgas las entradas, que poca gente las lee, si acaso vosotros que me comentais y, de repente, te llegan al correo mensajes de lectores de todo el mundo con aportaciones interesantísimas y dudas que te llevan a investigar en campos hasta ahora desconocidos. Es una maravilla poder llegar a tanta gente y establecer contactos tan fructíferos.
      Un abrazo

      Eliminar
  4. Maravilloso, Carmen. En esta entrada tuya se juntan varios elementos destacables: la admiración en el tiempo por el genial arquitecto, la amistad trabada con Ana Mª Ferrín como consecuencia de sus estudios y su blog, y el embrujo de la amistad a través de la virtualidad de un blog. Te felicito por todo ello y te agradezco que nos hayas dado a conocer esta maravillosa historia.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué análisis más acertado de mi pequeño artículo, Francisco! Eres maravilloso.
      Un abrazo

      Eliminar
  5. No cabe duda que Gaudí fué un genio y un referente para" Bellas Artes" nadie como él dominaba el factor espacio .La Sagrada Familia esta generando muchas opiniones encontradas.En septiembre fuí a la presentación del libro "Las dos Sagradas Familias:la de Gaudí y la de los otros).Acudieron bastantes profesionales del gremio( Colegio de arquitectos y del mundo de la Plástica): su autor es Sergio-Albio Gonzalez.

    Eso es lo que hace falta: que gente con inquietudes: que aporten sus conocimientos y siempre desde un prisma constructivo.Todo esto viene a merced de los tiras y aflojas que existen con las ideologias que no dejan ver más allá de la punta de la nariz.Ana mª, ama más Barcelona, siendo madrileña de nacimiento que seguramente muchos catalanes que solo ven un referente turístico en esta bella ciudad.Por eso hay que luchar por la cultura y el conocimiento que es lo único que hace que el ser humano pueda relacionarse en armonía.

    Un abrazo y gracias por compartir esta entrada.



    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veo que Gaudí también te fascina Bertha (y a quién no). Estoy de acuerdo con tus reflexiones, amiga.
      Un besazo

      Eliminar
  6. Me ha sorprendido agradablemente comprobar que, en el segundo párrafo, se describe con toda precisión la que yo llamo "Ruta Gaudí" y que ya he realizado en al menos dos ocasiones. Siempre la inicio en Astorga y la termino, como es lógico, en Barcelona. Un saludo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que de esas rutas guardas fotos impactantes. A ver cuándo nos las enseñas en tu blog porque tengo ganas de ver los resultados.
      Besos

      Eliminar
  7. Quien no admira a Gaudí y sus Obras.
    Y hablando de la Sagrada Familia, una muy buena Amiga, que nació y estuvo viviendo en esa Plaza, hasta hace muy poco (se ha mudado de domicilio muy reciente) me llevó una noche ante ese Templo y llevándome a una Fuente, me mostró el efecto óptico, donde se refleja la imagen del Templo, y parecía que estaba en el fondo del agua.
    Cuando vayas por allí Amiga Carmen, no dejes de verlo.

    manolo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ah, ya sé lo que me cuentas, querido Manolo! Te refieres al parquecillo que se encuentra allí al lado, frente a la fachada del Nacimiento y el pequeño lago que permite sacar bellas fotografías. En una de mis visitas me hicieron una foto reflejándome en él junto a la Sagrada Familia. Salí fatal, así que la borré. Tendré que volver e intentarlo de nuevo.
      Un beso

      Eliminar
  8. Soy un gran admirador de Gaudi y de todo lo que le rodea, colabora y participa en su obra. Hermosos homenaje el que le haces a Ana Mª Ferrin y por supuesto a Gaudi y Subirach asi como a todo ese entorno del modernismo.
    Te felicito por tu magnifica entrada, es una prueba mas de tu buen hacer que tanto nos hace disfrutar en estos tiempos de esos temas verdaderamente queridos e importantes, por lo menos para nosotros.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Recuerdo haber visto en tu blog y perfil de facebook varios álbumes con fotografías que nos llevan a contemplar las obras gaudinianas y no he dudado un instante de tu admiración por el genio.
      Muchas gracias y un abrazo

      Eliminar
  9. Hola Carmen:

    Interesante reseña. No conocía el blog e iré por curiosidad a visitarle. La obra de Gaudí es digna de la más exigente investigación justamente por las dimensiones que presenta. He estado en Astorga en el Palacio y siempre impresiona, aunque lo hayas visto 20 veces. En cuanto a Barcelona, he estado solo una vez y no mucho tiempo. Debo volver para justamente admirar la obra de este gran artista.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que el blog de Ana Mª te enganchará, no lo dudes. Ah, y repite la visita a Barcelona cuando puedas (ya sé que es complicado viviendo al otro lado del charco)
      Un abrazo

      Eliminar
  10. Pude conocer parte de la obra de Gaudí, cuando visité Barcelona, aunque los días de mi visita fueron muy breve.

    Como cordobesa me he sentido orgullosa de que mi ciudad haya calado tan honda en ti.

    Besos

    http://ventanadefoto.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, lo digo de corazón. Me maravilló el olor a azahar y la historia que se respiraba en todos sus rincones.
      Un besazo

      Eliminar
  11. Carmen buen comienzo de año 2014 desde Creatividad e imaginación fotos de José Ramón Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te deseo lo mejor para el año que empieza.
      Un abrazo

      Eliminar
  12. Srta. Cascón.

    No sé si valoro más el hecho de que haya Ud. cargado con el peso de tal ladrillo o el de leerse sus 606 páginas para desarrollar una crítica tan completa, de la que no escapan ni el “tacto” ni la “caricia” de sus tapas.

    En nuestro encuentro ya pude ver que le interesaban la Barcelona y el Gaudí que existen más allá del decorado, y en el caso del arquitecto comprobé que está convirtiéndose usted en una experta.

    Ahora ha tenido ocasión de saber cómo se desarrolló la peripecia vital de Josep Mª Subirachs y celebro que le haya interesado, como me pasó a mí con este artista de talante renacentista que ha buceado todos los géneros y soportes antes de llegar a crear la fachada de La Pasión en la Sagrada Familia. Un hombre siempre en lucha por mantener su criterio y a quien como es común entre nosotros, habrá que esperar a que ya no esté para colocarlo sobre un pedestal.

    Gracias a su paciencia al leer el libro y escribir sobre su contenido, la obra de éste creador estará al alcance de los muchos seguidores de su blog. Quienes ya lo conozcan podrán saber algo más de Subirachs, y los que no, tendrán ocasión de descubrirlo a él y su obra.

    Qué buen regalo para mí su reseña. Gracias, querida Carmen.

    Ana Mª Ferrin

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un honor para mí haber podido estar a la altura con esta pequeña reseña que te dedico por tu simpatía y buena acogida para con alguien a quien "conocías" solo por estos cauces.
      Un abrazo

      Eliminar
  13. A Gaudí lo admiramos hasta los que somos poco entendidos. Sus diseños son una maravilla y contemplar sus obras es enamorarse más de él.
    Gracias Carmen por tan interesante entrada. Voy p´allí :)
    Buen finde.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Has estado en Barcelona, Laura? Seguro que habrás hecho o harás cuando vayas unos reportajes fotográficos para quitar el hipo. No se sabe ni hacia dónde mirar.
      Un beso

      Eliminar
  14. Dichosos de quienes pueden conocer la obra de Gaudí en profundidad, amo el arte.
    Un beso querida amiga.
    Feliz año para ti y tu familia.
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anímate a cruzar el charco para conocer su obra, querida Luján. Espero que un día puedas llegar a hacerlo.
      Muchas gracias e igualmente.
      Un abrazo

      Eliminar
  15. Siempre, desde muy pequeño, sentí verdadera predilección por este Gran Maestro adelantado en su Tiempo. Me pareció como un Leonardo Da Vinci.
    Como sabes, estuve viviendo, casi 8 años en Barcelona y me pateé, prácticamente, Todas sus obras, en las que ha dejado su sello particular e indiscutible.
    ¡¡¡Gracias por compartir tan buena información y, sobre todo, este Libro que, sin duda, compraré y leeré!!!
    ¡¡¡Gracias, siempre, por darme tanto estímulo, cariño y energías!!!
    Abrazos y Besos.
    Parc Güell, Palacio Güell, Casa Milá, Casa Viçens, Casa Batlló y, por supuesto, La Sagrada Familia.
    Me falta La Cripta de la Colonia Güell y La de la Virgen del Camino en León.
    Conozco, también, En León: La Casa Botines, El Palacio Episcopal de Astorga y en Comillas El Capricho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres un gran paseante de las obras de Gaudí. Mis felicitaciones, Pedro, por ello y porque sé que aprecias el Arte y la naturaleza, las grandes y las pequeñas cosas de la vida.
      Ánimo y adelante.
      Un beso

      Eliminar
  16. Es cierto, Carmen, Ana Mª Ferrín, que también se encuentra enlazada en mi blog, es una estudiosa y conocedora de la obra de Gaudí hasta el pormenor más minúsculo. Además la amenidad de la lectura de los libros que he leído de ella ayuda a comprender mejor el estilo y saber del gran escultur, y artista plástico de los volúmenes. Un excelente estudio de su obra y su humanidad como persona.

    ¡¡¡FELICES 365 DÍAS DE ESTE AÑO 2O14 QUE YA HA ROTO AGUAS Y ESTÁ A PUNTO DE NACER PARA TI Y TUS SERES QUERIDOS!!!

    Un fuerte abrazo, querida Carmen.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Antonio. Te deseo lo mejor para ti y los tuyos esta noche y todos los días del año que nace dentro de unas horas,
      Abrazos

      Eliminar
  17. Un merecido homenaje para un gran hombre como fuè Gaudi.
    Muchas felicidades y espero que el pròximo año te traiga todo un mundo de ilusiones hechas realidad.

    un abrazo

    fus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Igualmente, Fus. Espero que nos sigamos "viendo" por estos lares y que el 2014 sea mejor que éste que se va
      Un beso

      Eliminar
  18. Feliz Año. Que el 2014 nos ofrezca hermosos día para recordar y en estos doce nuevos meses tener la oportunidad de poder continuar leyéndonos y de crecer compartiendo.
    Un cálido abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto, Katy. Seguro que nos seguiremos leyendo durante este año que viene.
      Un besazo

      Eliminar
  19. También soy seguidor de Ana María Ferrin, Tiene un magnífico blog, que como su mismo título dice habla de Gaudí y... más. Mucho más, igualmente interesante. Un abrazo Carmen; y también para Ana María.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por todo. Feliz Año 2014 y un abrazo fuerte.

      Eliminar
  20. Mis escasos o nulos comentarios sobre estos personajes y sus manifestaciones artísticas me impide dejarte un comentario a la altura, Carmen, pero si manifestar mi admiración por la elegancia y buena factura de tu reseña.
    Mis mejores deseos para el Año Nuevo. ¡¡Feliz 2014!!
    Un abrazo bien fuerte,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me sacas los colores, tocaya.
      Mis mejores deseos para el año que comienza su andadura esta noche.
      Un besico muy grande para ti

      Eliminar
  21. Enhorabuena a la autora, muchos éxitos y feliz año 2014, madame!

    Bisous

    ResponderEliminar

"No existen más que dos reglas para escribir: tener algo que decir y decirlo." Óscar Wilde.